Identidad Anime > Historia Anime|Series y Películas > Top ten Anime

Guía para Neon Genesis Evangelion (2)

Escrito por Ademir / 30 de octubre de 2008

Proseguimos esta lectura filosófica para un mejor disfrute de la famosa obra de Hideaki Anno, como una propedéutica para disfrutar mejor las nuevas cintas que ya se anticipan en su lanzamiento masivo, para 2009.

Edipo ante el tercer impacto

La confrontación de Shinji con su padre, bien podría fundamentar toda la trama de Evangelion en una forma disimulada y concreta: como si la confrontación de Gendo y su hijo por la esencia de su madre desaparecida, fuese una proyección de Freud hacia el sentido original del mito Griego de Edipo. Este desdichado héroe, sería Shinji, obligado a responder el desafío de la esfinge, un ser tan fantástico como los ángeles que combate el tercer niño elegido; pero si bien el destino de la ciudad de Tebas, como del mundo postapocalíptico de 2015, se juega en el enfrentamiento de el héroe contra el monstruo, su propio destino personal, su existencia, se halla en juego al verse en rivalidad mortal con su padre Layo, que a la postre le conducirá a compartir el lecho de Yocasta su propia madre.

Así Gendo y Shinji parecen simbolizar todo el dilema edípico, en esa escena en la que discuten delante de la presencia gigantesca demandante del Eva 01, la encarnación de la dulce Yui Ikari, madre de Shinji y esposa de Gendo. Al final de la trama entera, veremos cómo Edipo-Shinji triunfa al unirse con su madre Yui-Rei, interior-espiritualmente; y consigue lo que su padre Gendo ansiaba destruyendo a Tebas-Tokio 3- la realidad total, en su afán por recuperar materialmente a Rei-Yui. Todo Neon Genesis Evangelion está en Sófocles.

La respuesta del enigma: Rei

Lo primero que llama la atención de la respuesta de Edipo ante el dilema de la Esfinge es que al ser derrotada en su acertijo, la bestia se arrojara furiosa a los peñascos, para perecer. El enigma de la esfinge se refería a la condición mudable de un ser inverosímil. Al final Edipo descubrió que ese ser plural y deveniente era ni más ni menos que el hombre.

Una de las claves de todo Evangelion es la figura hermenéutica de Rei Ayanami. Ella es una niña clonada, pero también una mujer mitad ángel y mitad humano, la más cercana en esencia al divino Kaworu, y ella resulta, aún siendo artificial, un ser de nadas. También es la gran diosa madre que da renacimiento al mundo, aquella deidad matriarcal de las eras pre-agrícolas de la prehistoria.

Es el amor ideal y además, una imagen materna para Shinji, simbolización de la humana existencia. Pero también Rei es el ángel de la muerte, su heraldo principal, y justo al inicio y al final de todo Evangelion ella se aparece flotando fantasmal como el alfa y el omega de la realidad: la muerte, como Shinji crucificado en su Eva que “sueña que su sueño se repite, irresponsable, eterno, muerte sin fin de una obstinada muerte”como concebiría el poeta José Gorostiza.

Así entonces, Rei es la respuesta de Edipo, la Esfinge lo ejemplificó gráficamente: su muerte complementó la respuesta de Edipo-Shinji: el dijo “hombre”, ella asintió muerte. Dualidad funesta de destinos entrecruzados, en un abrazo de agonías, sin tiempo y sin esperanzas

Tags: , ,

No hay comentarios

No comments yet. ¿Quieres dejar un comentario?

Leave a comment